Skip to main content

5 consejos prácticos si alimentas con biberón a tu bebé

 

Aprender a alimentar a nuestro bebé con biberón requiere tiempo y cuidado. Compartimos 5 consejos clave que pueden ayudar

Durante la crianza de nuestro bebé puede haber ciertas situaciones en las que tengamos que recurrir al biberón para alimentarlo. Y aunque parezca sencillo, no debemos dejar de lado algunas cuestiones que nos permitirán convertir este momento en una experiencia placentera y de conexión para ambos.

Compartimos 5 consejos prácticos que pueden ayudarte al momento de darle el biberón a tu bebé:

1-  Escoge el tamaño adecuado de biberón y tetina

Utilizar un biberón y tetina adecuados es una de las claves para que la alimentación de tu bebé sea placentera y correcta. Aunque el tamaño del biberón puede variar dependiendo la cantidad que tome, es fundamental que la tetina sea la indicada para cada etapa y necesidades de tu bebé.

- Si es recién nacido, una tetina de flujo lento o regular es ideal. A esta edad, y hasta el primer mes de vida, el bebé ingiere poca cantidad de leche en cada toma y es fundamental que la tetina se adapte a su ritmo de succión para que no se atragante.


biberon Natural Feeling recien nacido

Biberón NaturalFeeling Color 0m+ con tetina inclinada de flujo regular. Doble válvula anticólico que previene la ingesta de aire y reduce el riesgo de padecer cólicos. Capacidad: 150 ml

 

- Hacia los  2 o 3 meses es probable que necesite una tetina de flujo medio que se adapte a su nueva forma de succión, y un biberón de mayor capacidad. Notar que tu bebé hace mucha fuerza para succionar y se frustra, puede ser la pauta de que necesita un cambio de tetina. 

 

Biberón NaturalFeeling Color 2m+ con tetina inclinada de flujo medio. Doble válvula anticólico que previene la ingesta de aire y reduce el riesgo de padecer cólicos. Capacidad 250ml

 

- A partir de los 6 meses, cuando su boca ya es más grande, y si el pediatra sugirió incorporar cereales en el biberón, que espesan la textura de la leche, la tetina NaturalFeeling flujo papilla puede ser la ideal.

 

 
Biberón NaturalFeeling Color 6m+ con tetina alargada de flujo rápido. Con doble válvula anticólico que previene la ingesta de aire y reduce el riesgo de padecer cólicos. Capacidad: 330ml

 

2- Procura que el momento de alimentarlo sea placentero para ambos

Cuando llegue el momento de darle el biberón busca un ambiente tranquilo, en el que puedas sostener a tu bebé en brazos, mirarlo a los ojos y acariciarlo. Procura estar lo más relajada posible y darle tiempo para alimentarse; recuerda que cada bebé tiene su propio ritmo.

Apoyarlo sobre tu pecho desnudo mientras lo alimentas, puede favorecer la conexión piel con piel tan importante para ambos, sobre todo en los primeros meses de vida.


3- Cuida la postura

Para que la toma transcurra bien busca una postura cómoda para ambos. Con tu espalda bien apoyada sobre un respaldo, sostén a tu bebé en brazos de modo que su cabecita quede más alta que su estómago, y mantén el biberón inclinado para que la tetina permanezca siempre llena, así evitarás que trague más aire mientras se alimenta.


tetina doble valvula

Con doble válvula anticólicos, las tetinas NaturalFeeling previenen la ingesta de aire y reducen el riesgo de padecer cólicos.

 

Apoyar el brazo que sostiene el biberón sobre un cojín puede ayudarte. Procura mantener los hombros bajos y relajados.

Cambiar de brazo al bebé a media toma o entre toma y toma evitará las molestias que pueda producirte estar en una misma postura durante mucho tiempo.

 

4- Controla que la leche esté a una temperatura correcta

Puedes calentar el biberón colocándolo en un recipiente con agua caliente (no hirviendo) durante unos minutos, o bajo el agua tibia del grifo o utilizando un calentador de biberones.  No se recomienda el uso de microondas porque no calienta de manera uniforme. Si se trata de leche materna, sólo se recomienda calentar el biberón bajo el agua tibia del grifo.

Comprueba que la leche esté a temperatura ambiente o tibia antes de darle el biberón a tu bebé. Para esto, puedes salpicarte unas gotitas en la cara anterior de tu muñeca. Si está demasiado caliente, espera a que se enfríe un poco o ponlo bajo el grifo y vuelve a probar.

¡Siempre desecha el sobrante de leche luego de cada toma ya que se puede contaminar fácilmente!



 5-  Mantén en buen estado biberones y tetinas

Además de mantener la higiene esterilizando o limpiando, con abundante agua tibia y jabón luego de cada toma, la tetina y el biberón (puedes usar un cepillo largo para quitar los restos de leche de la botella), es importante cambiarlos si notas señales de deterioro: roturas en la botella o grietas en la tetina, zonas blandas y/o pedazos que se desprendan.


Para obtener más información sobre nuestros productos, visita nuestra Web

 

Embarazo Parto y Lactancia Bebés Nutrición del bebé