Pasar al contenido principal

Aumento de peso en el embarazo

https://www.youtube.com/watch?v=jMmkEa0uEpY


Transcripción

Si hay algo que preocupa a todas las embarazadas es el tema del peso corporal, y a los obstetras también, por supuesto. ¿Por qué? Porque no está bueno no aumentar suficientemente de peso como aumentar exageradamente de peso.

Veamos algo. Supongamos que el bebé va a pesar tres kilos y medio. Entre placenta, líquido amniótico llevará un poco más de un kilo; estaríamos en cuatro kilos setecientos, ¿le parece? Va a haber un litro de retención de líquidos, entonces estamos en un poco más de cinco kilos y medio. Esto significa que el aumento real de peso por el embarazo en sí está en el orden de los cinco a los seis kilos de peso. Significa que ninguna embarazada debería aumentar menos de seis kilos de peso; yo lo pondría como un límite crítico.

Si una embarazada -sobre todo si previamente es muy delgada- no está aumentando de peso, requiere algún tipo de asistencia nutricional. ¿Qué pasa en el otro extremo? Bueno, hay otros motivos por los cuales se gana peso en el embarazo y que no tienen mucho que ver con la glotonería, por ponerlo en palabras sencillas. Las hormonas del embarazo tienen un efecto anabólico, como esos que utilizan los muchachos de los gimnasios para tener muchos músculos. Lo que pasa es que la embarazada no está en propiedades de… en momento para entrenar para una olimpíada.

Por supuesto su actividad física siempre es menor que la que tiene esa misma mujer fuera del embarazo, entonces en vez de aumentar masa muscular, aumenta tejido graso. Esto es inevitable; siempre va a haber una ganancia de tejido graso en el embarazo y es normal que así sea. Por eso decimos que no nos preocupamos si una mujer embarazada aumenta ocho, diez o doce kilos de peso. Eso está dentro de lo normal. Pero, cuando pasamos la barrera de los doce kilos, generalmente los obstetras nos ponemos con el ceño fruncido. ¿Por qué? Porque hay un montón de inconvenientes asociados con el aumento excesivo de peso en la embarazada.

Corresponde descartar, por supuesto, si no estamos en frente de una paciente con una diabetes subclínica, una diabetes oculta, y cuya primera sintomatología sea justamente el aumento excesivo de peso en el embarazo.

Hay muchas cosas que se dicen pero, sin ninguna duda, cuanto más aumento de peso tenga, mayor secreción de insulina va a haber en el embarazo y eso estimula la producción de unos factores de crecimiento que hacen que esos bebitos puedan nacer con mayor carga de tejido adiposo y, de alguna manera, tener mayor tendencia a la obesidad a lo largo de sus vidas.

De manera tal que corresponde tratar de controlar el peso en el embarazo.

No en todos los casos es así, todas son excepciones, cada mujer es distinta, cada mujer es un universo, pero yo les podría decir que lo que podemos resumir es que una embarazada no debería aumentar más de doce kilos de peso ni menos de seis kilos de peso.

Embarazo Complicaciones Embarazadas sin pareja Embarazo adolescente Mujer, pareja y familia Múltiples Videos en el Embarazo Salud en el Embarazo Nutrición en el Embarazo Videos
Temas Videos